La AFIP le exigirá a las empresas más datos sobre sus gastos y movimientos en dólares

octubre 7th, 2013 | Noticias

La AFIP le exigirá a las empresas más datos sobre sus gastos y movimientos en dólares

 

El fisco nacional pedirá a las compañías un detalle más amplio sobre sus inversiones, erogaciones y el destino de las divisas adquiridas. Así, el organismo a cargo de Ricardo Echegaray pondrá la mira sobre las inconsistencias a partir de las cuales disparará intimaciones y fiscalizaciones.

 

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) profundizará aún más el seguimiento online sobre las empresas que compran dólares.

 

De acuerdo con la información a la que pudo acceder iProfesional, el organismo a cargo de Ricardo Echegaray pondrá en marcha una nueva declaración jurada informativa que demandará a las firmas un detalle más amplio sobre las inversiones, los gastos y el destino de las divisas adquiridas.

 

Dólares, gastos e inversiones
La nueva exigencia de la AFIP implicará que las firmas, entre otros puntos, declaren datos sobre:

  • Las inversiones realizadas.
  • Los gastos afrontados.
  • El portfolio societario.
  • La compra de dólares y su destino.

 

En relación con los gastos afrontados, puntualmente se pedirá que declaren los montos vinculados con:

  • Servicios públicos.
  • Seguros.
  • Gastos de combustible.
  • Propaganda, publicidad y merchandising.
  • Viáticos, refrigerio y transporte.
  • Gastos médicos.
  • Sistema de seguridad y transporte de caudales.
  • Alquiler de inmuebles y/o autos afectados a directivos del exterior que se desempeñan en el país.
  • Diferencias de valuación.
  • Ajustes de precio realizados por la Aduana.
  • Cargas fiscales no deducibles.
  • Deducción por venta forzosa de hacienda.
  • Gastos de representación.

 

En lo que refiere al destino de los dólares adquiridos por las compañías, el fisco obligará a desagregarlo en las siguientes nuevas opciones:

  • Importaciones/exportaciones.
  • Capital.
  • Pagos.
  • Cheques de viajero.
  • Servicios.
  • Alquileres.
  • Pagos de financiaciones locales.
  • Comisiones.
  • Tenencia.
  • Derechos de autor.
  • Transferencia de negociaciones.
  • Devoluciones.
  • Fletes y pasajes.
  • Inversiones.
  • Pagos.
  • Patentes y marcas.
  • Préstamos.
  • Seguros.
  • Regalías.
  • Turismo o rentas.

 

Ante los cambios que se avecinan, Nicolás Yasi, consultor tributario, explicó que las “innovaciones apuntan a recolectar mayores datos para el control fiscal de los contribuyentes”.

 

En igual sentido, el especialista en la materia Marcelo Domínguez sostuvo que la nueva declaración jurada “permitirá a la AFIP efectuar cruces sistemáticos entre la información que surge del balance comercial y los datos que el organismo de recaudación obtiene de terceros”.

 

“Las inconsistencias resultantes de esos cruces darán lugar a operativos de investigación y de fiscalización”, advirtió el experto.

 

En tanto, Carlos Fernández, Gerente de Impuestos de Crowe Horwath, destacó que “el objetivo primario de esta nueva declaración es dotar a la administración de mayores elementos de control sobre el contenido de las ya presentadas por los contribuyentes, con el propósito de evaluar con mayor precisión su razonabilidad y exactitud”.

 

Los directores de las empresas, también en la mira


En igual sentido, a través de las fiscalizaciones electrónicas, la AFIP comenzó a seguir de cerca a los directores de empresas para que paguen más impuestos. Sucede que la mayoría de los ejecutivos se encuentran en el régimen de Autónomos, encuadrados en categorías cuyos parámetros no se actualizan hace ya más de seis años.

 

Según la información a la que pudo acceder iProfesional, las intimaciones a dichos ejecutivos se están instrumentando a través de la flamante herramienta denominada fiscalizaciones electrónicas.

 

Sumado a la típica presentación de la fiscalización, se adjunta una carilla en donde la AFIP cuestiona el encuadramiento tributario del director de cierta empresa y pregunta sobre los ingresos de los últimos años y la categoría de Autónomos cancelada durante ese tiempo.

 

“De acuerdo con la información obrante en esta Administración Federal, usted se encuentra registrado en el Régimen General de Autónomos con categorías que no condicen con sus ingresos declarados por el período 2009, 2010 y 2011”, asegura la intimación que está llegando por estos días a los altos directivos. (Lea más: La AFIP va por directores de empresas: recurre a fiscalización electrónica para que paguen más impuestos).

 

Fuente: iProfesional